QUE ES LA ASOCIACIÓN | SOLICITUD DE INFORMACIÓN | ASÓCIATE

LOCALIZACIÓN | CONTACTO | ACCESO ASOCIADOS

Si no tiene datos de acceso ponganse en contacto con nosotros a través de la sección "Solicitud de Información".

Acceso privado de Asociados

     usuario: 
  contraseña: 

Actualidad Noticias

Noticias | ACTUALIDAD


LOS PULVERIZADORES DE LAS TERRAZAS REQUIEREN UN PROGRAMA DE MANTENIMIENTO


La Asociación de Hostelería y Turismo (AHT) organizó una charla ofrecida por técnicos de la Dirección General de Salud Pública para informar a sus asociados acerca de las precauciones que deben aplicarse a los pulverizadores en terrazas y marquesinas para la prevención de legionelosis.  

En el transcurso de la charla se citaron las pautas que deben observarse en estos dispositivos, como el  evitar uniones mal selladas; no abastecerse del agua recogida en un depósito; no utilizar ventiladores; realizar los correspondientes análisis para detectar bacterias, etc. Los criterios higiénico-sanitarios para la prevención y control de la legionelosis están recogidos en el Real Decreto 865/2003.

Los hosteleros discreparon respecto al contenido del Artículo 4 de dicha normativa, en el que se dice que “La responsabilidad última del óptimo estado de los nebulizadores, pertenece al empresario, independientemente de que tengan contratados los servicios de una empresa externa”. No consideran de recibo que la culpabilidad vaya dirigida hacia ellos si se da el caso de que el mantenimiento lo haga una empresa especializada.

La AHT recomendó a los hosteleros que repasen los términos en que se redacta el contrato con esas empresas de instalación y/o mantenimiento. Igualmente señaló la conveniencia de que se añadan de forma tácita algunas clausulas, como las que hagan referencia explícita a que la instalación y el mantenimiento siguen la normativa de aplicación. Igualmente, en tal contrato debería integrarse un párrafo donde se indique que la empresa de mantenimiento responderá frente al titular de la instalación y ante terceros, de los daños, perjuicios y responsabilidades de cualquier orden, que puedan derivarse del incumplimiento de dicha normativa, tanto en la fase de instalación como en la ejecución de las tareas de control y mantenimiento de la misma. La AHT también apuntó que el hostelero debería exigir una claúsula donde específicamente se exija que la empresa instaladora tenga un seguro de responsabilidad civil.

Asimismo, la AHT se ofrece a revisar los informes que manejan los asociados, con el fin de asegurarse de que cumplen todos los puntos y requisitos que la normativa indica.

En la foto, de izquierda a derecha: Fernando Cebrián, técnico de la Direccion General de Salud Pública; Valentín Salamanca, secretario de la AHT; y Esther Bastanchuri, responsable de Calidad y Seguridad Alimentaria de la AHT. 






OFICINA PRINCIPAL
Paseo de Recaredo, 1
45002 TOLEDO

Tfno. 925 228858
Fax 925 223422
info@hosteleriadetoledo.com